11 enero, 2010

A lomos de la crisis y con programa oculto

Rajoy cree que simplemente le toca. Que no le hace falta hacer nada, puesto que con la crisis económica le será suficiente para llegar a la Moncloa. Hay, incluso, quien le recomienda no pronunciarse en ningún tema en profundidad, pues no debe mostrar aristas y así la fruta madura caerá en sus manos.

Rajoy cree que "a lomos de la crisis" llegará a Presidente del Gobierno, aunque sea a la tercera. Y la verdad es que hasta ahora, como gallego, y que ejerce de tal, no se le conocía opinión de casi ningún tema, salvo la retahíla de que Zapatero "es muy malo" y no se sabe cuantas cosas más.

Sin embargo, en el periódico de cabecera de la derecha española (el Mundo), una vez que el ABC está en horas bajas, ya avisó el pasado domingo de algunos de su pensamientos de gobierno. Y por si fuera poco, esta misma mañana, en el programa de Francino, (aunque esta vez con sacacorchos) también ha dado sus verdaderas intenciones en el caso de gobernar.


El Programa oculto de Rajoy, que diría José Blanco, no es más que las recetas de siempre del PP, antes AP, y algunas prestadas de la CEOE, veamos lo que propone Rajoy:

  • Abaratar el despido. Es decir, acercarse al despido libre. Eso sí, siempre para crear más empleo, que nadie piense que aunque se parezca a lo que dice la CEOE, son lo mismo. El PP lo hace por España. Siempre por España.
  • Congelar el sueldo a los funcionarios. Eso sí, siempre que fuera necesario y por el bien del país, tal y como ya hicieron Aznar y él mismo cuando gobernaron hace unos años.
  • Reducir el gasto público. ¿Qué es eso de hacer carreteras y el AVE en plazo? Se corta el grifo y punto, total sólo serán unos pocos miles de trabajadores los que irán al paro sin la actividad económica que genera la inversión pública. Y además, como va ser más fácil echarlos al paro, pues eso: que ganan los empresarios afines. Eso sí, no se debe reducir el gasto en las obras faraónicas de los nuestros, como las que hace Fabra o Gallardón que para eso hay excepciones y clases.
  • Recortar gastos sociales. ¿Qué es eso de proteger a los más débiles? Los del PP y los adinerados, como ya tienen seguro privado no deben contribuir a que los demás despilfarren con sus visitas al médico o los servicios sociales. Se quitan y ya.
Bueno, pues esto es lo que hay con Rajoy. Por cierto, dice que aunque se demuestre que con la Gurtel se financió el PP, él no dimitirá. Qué eso no va con él. En fin, ya véis.

Para otro día dejamos las mentiras de Isasi y sus falsedades, más que nada que agota mucho y no merece la pena, pues luego se lo cree.

5 comentarios:

la cabaña progresista dijo...

Buenas noches Félix.

Acabo de escuchar el comentario de Iñaki en cuatro (supongo que pronto lo colgarán en la web) y ha puesto a Rajoy de vuelta y media. Le llama el eterno segundón, Además, de nuevo Fraga ha debido preguntar en Génova el porqué de que su líder siga por detrás de Zapatero en las encuestas en cuanto a valoración. Rajoy no tiene nada que decir, es más osa decir con total solemnidad que el problema más grave que tiene España es el paro (menudo descubrimiento) y que él cuando llegue a la Moncloa lo reducirá. Este tipo no sabe hacer otra cosa que el dejar transcurrir los acontecimientos; carece de iniciativa propia y es incapaz de gobernar su partido como para dirigir un país...

Un saludo.

Discípulo de Plutarco dijo...

REPLICANDO AL SEÑOR ISASI

Estimado señor Isasi:

Recojo el guante que usted ha lanzado al forero Sacacorchos, y me presto a ocupar su lugar, y el del forero Trompetas, para replicarle su última entrada de 10 de enero de 2010, sobre “Pleno Ordinario”, en la que supuestamente, según usted, el forero Sacacorchos no quiere contestar porque no le interesa, y del forero Trompetas quiere saber la opinión sobre la actitud, según usted, antidemocrática y totalitaria del Alcalde, que incluso se atreve a calificar de tragedia para la democracia.

Por lo que he podido interpretar de su entrada y de sus respuestas al forero Sacacorchos, se queja usted de que el Alcalde no ha guardado las formas para suspender el Pleno del pasado viernes, 8 de enero, y su posterior convocatoria para el domingo 10 de enero.

Obviaré sus contradicciones ya expuestas por Sacacorchos, de pensar que un Pleno que no tenía votaciones se fuera a suspender porque el equipo de gobierno estuviera en minoría.

Como punto de partida, permítame reprocharle, señor Isasi, que habiendo siendo usted Alcalde, exponga públicamente su ignorancia sobre el procedimiento formal en estos casos, con lo sencillo que es informarse en la red, como acabo yo mismo de hacer para replicarle.

Se lo recordaré, pues me resisto a creer que no lo conozca:

“Artículo 90 del RD 2568/1986, de 28 de noviembre:
1. Para la válida constitución del Pleno se requiere la asistencia de un tercio del número legal de miembros de la Corporación, que nunca podrá ser inferior a tres. Este quórum deberá mantenerse durante toda la sesión. En todo caso se requiere la asistencia del Presidente y del secretario de la Corporación o de quienes legalmente les sustituyan.
2. Si en primera convocatoria no existiera el quórum necesario según lo dispuesto en el número anterior, SE ENTENDERÁ CONVOCADA LA SESIÓN AUTOMÁTICAMENTE A LA MISMA HORA, DOS DÍAS DESPUÉS. Si tampoco entonces se alcanzase el quórum necesario, la Presidencia dejará sin efecto la convocatoria posponiendo el estudio de los asuntos incluidos en el orden del día para la primera sesión que se celebre con posterioridad, sea ordinaria o extraordinaria.”

Dicho lo cual, ¿Cuál es el problema y la tragedia para la democracia, señor Isasi?

La conclusión que personalmente saco es la siguiente:

El Pleno no se pudo celebrar porque para su celebración se requiere la asistencia del Presidente y del Secretario de la Corporación. Si el Alcalde le dice telefónicamente que se suspende “porque la Secretaria no puede venir”, según usted escribe, es fácil suponer que la Secretaria hablara con el Alcalde para manifestarle la imposibilidad de asistir. Todos hemos entendido y comprendido que el tiempo el viernes no era para andar por las carreteras, y de hecho, cuando este mejoró el domingo, el Pleno se celebró.

(continúa)

Discípulo de Plutarco dijo...

(Continuación)

Dicho lo cual, entiendo que el Alcalde tuvo una deferencia con usted al avisarle que no iba a haber Pleno, recordándole que el mismo sería el domingo a la misma hora. Resulta inútil su reproche de por qué no avisó a los demás concejales, porque con independencia de que el PSOE insiste en que avisó a todos, aunque no los hubiera avisado, no se estaba incumpliendo ningún precepto, pues no tenía ninguna obligación.

Podía haberse dado fácilmente el caso de estar reunidos a la hora del Pleno los concejales que estuvieren en el pueblo, con cualquier partido en mayoría o minoría, y el Pleno no poderse celebrar porque faltaba la preceptiva asistencia de la Secretaria (artículo 90.1 arriba citado). Caso que ya sucedió otra vez como usted también comenta, y comentaré yo después.

El Pleno en ese caso quedaba suspendido y por el artículo 90.2 AUTOMATICAMENTE CONVOCADO A LA MISMA HORA, DOS DIAS DESPUES.

Si 36 horas después de la suspensión nadie se había puesto en contacto con usted, según escribe, es porque nadie tenía obligación de convocarle expresamente, cuando la propia Ley le convoca automáticamente. Y ello con independencia de que el mensaje telefónico de deferencia, usted mismo admite que la voz le dijo que “se celebrará a las 48 horas”.

Se pregunta finalmente y le replica a Sacacorchos que “En una suspensión anterior, también por ausencia de la Secretaria el Pleno se celebró el lunes, no el Domingo ¿Por que entonces en Lunes y este fin de Semana en Domingo? ¿Ha cambiado la reglamentación? NO. Por eso la pregunta. ¿Que es lo que no entiendes?”

Es el caso que comentaba antes, y lamento su mala memoria, señor Isasi, porque en los blog, que ya sirven de hemerotecas, ha quedado recogido lo que entonces sucedió.

La anterior suspensión también por ausencia de la Secretaria fue un día en que, según recogen las crónicas, esta quedó atrapada en la Autopista por un accidente en Zambrana. Cuando llegó a Casalarreina, fuera de hora, el Alcalde ya había suspendido el Pleno y pactado con usted su celebración el lunes. La reglamentación no ha cambiado, y aquel Pleno, según la reglamentación debió celebrarse el domingo. Pero cuando los grupos políticos se ponen de acuerdo, como ustedes aquel día, no hay problemas en cambiar las fechas si las dos partes están de acuerdo.

En el Pleno del viernes pasado, entiendo que si usted se hubiera puesto al teléfono cuando el Alcalde le llamó, perfectamente hubieran podido acordar la celebración el lunes; al fin y al cabo, para dos puntos de trámite y sin votaciones, cualquier día era bueno, pero como el Alcalde no pudo conocer su opinión, se curó en salud, se atuvo a la legalidad, y le anunció que el Pleno se celebraría cuando le tocaba, es decir, el domingo, aunque ya le demostramos más arriba que tampoco tenía obligación de decírselo, porque se sobreentiende que los concejales también deben de conocer sus obligaciones, obligaciones que hasta los profanos encontramos en la red.

Conclusión, señor Isasi, el Alcalde ha sido educado y deferente hacia su persona y hacia su partido, anunciándole anticipadamente un hecho que se iba a producir por causas ajenas a él mismo, y evitándole un desplazamiento innecesario con la nevada que había.

No tenía ninguna obligación de hacerlo, podían haber ido ustedes al Pleno y encontrarse con la puerta cerrada, por inasistencia del Alcalde y de la Secretaria, y entonces le veríamos ahora reprochándole su falta de delicadeza con ustedes, haciéndoles ir entre la nieve a sabiendas de que no se iba a celebrar.

(continúa)

Discípulo de Plutarco dijo...

Por otra parte, señor Isasi, observo que tiene usted una cierta fijación porque ni el Alcalde ni tres concejales viven en Casalarreina, y algunos ni siquiera en La Rioja, como al parecer si lo hace su compañera Esther Herranz.

El día de las elecciones, el Alcalde tampoco vivía en Casalarreina, y yo me pregunto y le pregunto:

¿Se ha parado a pensar, señor Isasi, la credibilidad que tiene usted en el pueblo, cuando el propio pueblo le ha dicho por dos veces en las únicas encuestas válidas, la de las votaciones, que prefiere ser gobernado por un ciudadano residente en Santo Domingo, antes que por usted?

Finalmente, señor Isasi, me sorprenden la ingenuidad de sus entradas respecto de la política municipal, por lo demás fácilmente desmontables, por lo que si su aportación al debate municipal gira en meras cuestiones formales, que se además se demuestran falsas, no diré que esa es la gran tragedia de la democracia, pero estoy de acuerdo con la apreciación de su compañera, la señora Herranz, con los términos invertidos: Si ustedes, los del PP municipal, ladran, es que ellos, los del PSOE municipal, cabalgan.

Espero haberle dado cumplida respuesta a sus preguntas, recogiendo el guante lanzado a Sacacorchos y Trompetas, autonombrándome para la ocasión portavoz del "grupúsculo de voceros de Caperos".

Un saludo

Óscar Pardo de la Salud. dijo...

Lo de Rajoy es casi de humor, si no fuera porque es real.

No quiero imaginar, que habría pasado sufriendo esta crisis con un Gobierno del PP...

Un saludo